Traductor

Convivir con niños: Pautas básicas


Una de las tareas más complicadas de ser padres y madres es la de ayudar a nuestros hijos a crecer para que la sociedad les acepte y además, conseguir que sean felices. Pero nadie ha dicho que convivir con niños sea sencillo. Por eso, te va a interesar seguir leyendo. 



















Ser capaces de establecer normas familiares, buscar momentos para conversar, discutir y resolver problemas, de conseguir la cooperación de todos en casa es algo que puede resultar imposible pero que sabemos que debemos luchar por conseguirlo.

Con la cantidad de cosas a las que se enfrentan las familias, deben tomarse medidas para evitar que los niños se sientan desorientados, perdidos emocionalmente y confusos. Con los años, los educadores vamos aprendiendo que resulta de gran ayuda animar a las familias a crear normas y misiones para su mejor convivencia. Esto proporciona algunas pautas a aquellas familias tan ajetreadas y que apenas tienen espacios de tiempo para compartir. 



Se me ocurre poder agrupar algunas pautas de convivencia que podamos utilizar con el fin de mejorar nuestra convivencia en casa. Ahora bien, lo que decidamos, tendrá que ser conocido por todas las personas que conviven bajo el mismo techo, sino será del todo imposible cumplirlas. 
Así que, si lo consideras necesario, escríbelas en una cartulina bien grande y a la vista de los demás, así no podrán decir que las habían olvidado. 

Algunas ideas que te pueden ir bien !! Ahí van !! 

1. Utilizaremos las palabras para discutir y no nos pelearemos. 
2. Los niños harán sus deberes antes de ver la tele o de jugar. 
3. La tele no estará encendida cuando comemos o cenamos, excepto en ocasiones espaciales en que todos estemos de acuerdo en hacerlo así. 
4. Prohibido comer en los dormitorios y en el sofá de casa. 
5. Cuando alguien hiera nuestros sentimientos, no nos los guardaremos par nuestros adentros, sino que se lo diremos con la mayor delicadeza que podamos. 
6. A la hora de comer, todo el mundo ayuda. 
7. Nadie debe menospreciar a otro miembro de la familia. 

Seguro que se te ocurren muchas más ! Compártelas en los comentarios :)  

















También estaría bien que busquéis espacios de tiempo juntos, en los que compartir con los demás: cómo se sienten, qué tal les ha ido el día o, incluso de hablar de planes futuros. 
A menudo resulta más fácil si os sentáis juntos a la mesa a la hora de comer o cenar. 

Se empieza creando ciertas reglas para escuchar a los demás y para hacer que todos puedan opinar. Quien habla no desea ser insultado, castigado o que se rían de sus ideas. Si una persona se siente incómoda por compartir ideas y sentimientos, resultará muy difícil conseguir crear un vinculo familiar positivo.

Otra forma de compartir es a través de un DIARIO FAMILIAR. Se trata de dejar una libreta sobre la mesa para que cada miembro de la familia pueda escribir sus pensamientos, experiencias, preguntas, preocupaciones; todo aquello que desea compartir. Los demás pueden contestarle. Pueden hacer dibujos, enganchar fotos de revistas,... y, evidentemente con el máximo respeto hacia los demás. 

Un CALENDARIO FAMILIAR, es otra forma de comunicaros entre vosotros. Cuelga un calendario configurado por ordenador, con grandes espacios para cada día de manera que puedan apuntarse las tareas, citas,... a la vista de toda la familia. Es una buena forma de no olvidar cumpleaños, las visitas al pediatra o las fechas de exámenes y excursiones de tus hijos. 

Ten en cuenta que, en ocasiones la fluidez de la comunicación con tus hijos adolescentes se puede ver afectada por cosas que hacemos los padres y que molesta bastante a tus hijos. 


Cuando empezamos a sentir que nuestra familia es capaz de mostrar afecto, de compartir vivencias y resolver problemas juntos, ha llegado el momento de sentir que la buena convivencia es posible. 









1 comentario:

  1. Antes de irse a dormir hay que dejar los conflictos solucionados para poder seguir con un nuevo dia.

    ResponderEliminar